16 de agosto de 2022

Hora en Punto

No es la noticia: es la forma de contarla

Escándalo: Colombia vetó a escritores en Feria del Libro de Madrid, porque quiere «que sean neutrales»

Fotocomposición tomada del portal Criterio.
Fotocomposición tomada de la Revista digital Criterio.

Durante la edición número 80 de la Feria del Libro de Madrid, España, que se realizará del 10 al 26 de septiembre, Colombia es uno de los países invitados de honor.

Sin embargo, en las últimas horas se conoció por medio de una nota editorial del portal literario digital W Magazín, que algunos autores fundamentales en nuestra literatura, estarán ausentes durante el encuentro cultural.

La publicación fue severa en contra del Gobierno de Colombia, especialmente con el embajador de Colombia en España, Luis Guillermo Plata, quien según el portal de Libertad Digital, se excluyó a algunos escritores por no ser neutros en lo político.

«Uno no quisiera que una feria literaria se convierta en una feria política. Ni para un lado, ni para el otro. Se ha tratado de tener cosas neutras donde prime el lado literario de la obra«, citó W Magazine a Luis Guillermo Plata.

Algunos de los escritores que fueron ignorados, son Piedad Bonnett, Laura Restrepo, William Ospina, Héctor Abad, Pablo Montoya, Pilar Quintana, Fernando Vallejo y Santiago Gamboa.

En la delegación oficial del Gobierno no estaban escritores consagrados como William Ospina, Héctor Abad Faciolince, Piedad Bonett, Laura Restrepo o Fernando Vallejo. Tampoco algunos de los que han venido destacando en el panorama internacional como Pilar Quintana, la reciente ganadora del premio Alfaguara, o Pablo Montoya, quien hizo un libro sobre las desapariciones en la Comuna 13 (La sombra de Orión).

Algunos, como Evelio Rosero, Juan Gabriel Vásquez y Tomas González, se excusaron de ir por compromisos previos en su agenda. Pero los demás ausentes tenían algo en común: todos eran muy críticos con el Gobierno Duque y el uribismo.

Pero lo que era una simple coincidencia, se convirtió en una certeza cuando Winston Manrique, de la revista W, destaco una frase suelta de Luis Guillermo Plata, el embajador de Colombia en España, durante la presentación de la programación, que había aparecido en un artículo del medio Libertad Digital“Uno no quisiera que una feria literaria se convirtiera en una feria política. Ni para un lado ni para el otro. (…) Se ha tratado de tener cosas neutras donde prime el lado literario de la obra”.

Colombia País invitado de la 80 Feria del Libro de Madrid 2021

La frase indicaba, textualmente, que el Gobierno había decidido filtrar la lista de invitados a un evento literario por su posición política. Un claro acto de censura.

¿La neutralidad existe?

Para todos es claro que, para empezar, hablar de escritores neutrales es una utopía, porque como dice Giuseppe Caputo, escritor de Un mundo huérfano y Estrella madre, y quien por muchos años fue director cultural de la Feria Internacional del Libro de Bogotá (FilBo), “la literatura siempre es política. Los autores consciente o inconscientemente absorben o refutan los valores sociales dominantes de una época en sus libros”.

Así, explica: “Si yo escribo un cuento sobre una persona que se mete en un cuarto, apaga todas las luces y cierra todas las cortinas, eso que aparentemente es algo apolítico, termina siendo un comentario sobre la política: es alguien que no quiere el afuera, que rechaza lo que ocurre en el mundo”.

Con él está de acuerdo Pilar Quintana (La perra y Los abismos), quien no está incluida en la lista de invitados del Gobierno, pero sí va a Madrid invitada por su editorial. Ella cree que el acto de escribir ya implica asumir una posición política. “No se puede escribir desde la neutralidad, eso es algo que ni siquiera logran los periodistas. Escribir es asumirse como un ser político y eso ya establece una posición”, dice.

No a las críticas

Sin embargo, las palabras del embajador están mediadas por un contexto político y social claro. En Colombia tuvo lugar hace unos meses el paro nacional más grande de los últimos años, en el que millones de personas salieron a protestar a las calles y el gobierno respondió con un exceso de fuerza que acabó en cientos de desaparecidos, asesinados y heridos.

Muchas de las personas que hacían parte del mundo cultural (escritores, artistas, cineastas, actores, músicos) se pronunciaron a favor de las protestas y en contra de la respuesta estatal. Y las críticas no han parado desde entonces. Pareciera que las palabras de Plata se refieren a esa neutralidad: escritores que no critiquen públicamente al Gobierno por ese y otros hechos recientes.

Carolina Sanín ve también una neutralidad peligrosa en temas estéticos. Supongo que se refiere a textos que no sean ofensivos políticamente para el que invita, que es el gobierno. Pero también hay una neutralidad en términos estéticos: si no hay búsquedas estéticas inmensas, ni hay una exaltación, ni una verdadera originalidad en la lengua, eso también constituye neutralidad. Así que es un criterio injusto porque somete a lineamientos políticos unas obras estéticas, pero además estéticamente es un criterio paupérrimo”.

Un clima de censura

En el fondo, Sanín también ve un mensaje vedado: les piden a los escritores que se dediquen a escribir y no a otras cosas, como hablar de política. “Lo curioso es que no nos están excluyendo porque critiquemos abiertamente al Gobierno en nuestras obras, porque muchos de los excluidos ni siquiera nos ocupamos de la actualidad política en ellas. De alguna manera nos excluyen porque nos atrevemos a opinar fuera de nuestra actividad literaria”, dice la escritora de Pasar fijándose y Tu cruz en el desierto.

Algo similar dijo Jerónimo Atehortúa, cineasta de Medellín, en su cuenta de Facebook, en donde habla de un clima de censura que va naturalizándose. “Llevo un par de charlas en las que se me ha pedido que no hable de política (si me piden eso a mi que no tengo ninguna visibilidad, cómo será con otros). Lo piden, incluso, espontáneamente. Así comienza el miedo a hablar. Nos van aleccionando. Empieza uno a preguntarse ¿de cuántas cosas me habrán dejado por fuera debido a mis ideas políticas?”.

*Con información de agencias, Blu Radio y el portal Criterio

Compartir
Compartir