2 de diciembre de 2021

Hora en Punto

No es la noticia: es la forma de contarla

El colombiano Óscar Rivas es el nuevo campeón mundial de peso Bridger de la WBC

Óscar Rivas, mejor conocido como ‘Kaboom’, se coronó como el primer campeón mundial de peso Bridger, la nueva categoría que incluyó el Consejo Mundial de Boxeo, para boxeadores entre los pesos Crucero y Pesados (200 a 224 libras).

Recordemos que esta categoría recibió ese nombre por el acto heroico de un niño británico, que le salvó la vida a su hermana, después de que ella fuera atacada por un perro.

La impresionante historia de un boxeador ruso que se enfrentó con un oso
El púgil colombiano impuso las condiciones de la pelea desde el primer round. En esa primera fracción estuvo cerca de noquear al canadiense, pero la campana lo salvó.

El primer round lo terminaría ganando Rivas por 10-9.

En el segundo parcial la historia fue la misma. El boxeador de 34 años superó al local y sumó otros 10 puntos a su cuenta.

El vallecaucano que posee un récord de 27-1 perdió el tercer round, después de que Rozicki conectara mejores golpes. La tarjeta sumaba 29 puntos para el colombiano y 28 para su rival.

El cuarto round fue muy parejo, pero Rivas terminó el round en mejor forma, lo que le bastó para que los jueces anotaran el diez a su favor.
En el quinto asalto el boxeador canadiense, que llegó invicto a esta pelea, después de ganar sus primeros trece combates por K.O, le conectó buenos golpes a Rivas y se llevó el round.

El sexto round fue para Rivas, pues logró aprovechar su peso y su experiencia. La tarjeta separaba por un dos puntos a los boxeadores. 58 Rivas y 56 Rozicki.

En el séptimo round Rivas le conectó un uppercut al canadiense que casi lo tumba a la lona. El colombiano sumaría otro diez.

Después de ocho asaltos se empezó a notarle el cansancio en los boxeadores, pero fue Rivas quien manejó este contratiempo de la mejor manera. Los jueces se inclinarían nuevamente por el nacido en Buenaventura.

En el noveno período los golpes de Rivas empezaron a hacerle daño al canadiense, quien empezó a sangrar por un corte profundo en su ceja izquierda y a buscar desesperadamente un K.O. Otros diez puntos para Rivas, que portó unos guantes amarillos.

En la décima etapa de la pelea también saldría victorioso el colombiano, quien sufrió un fuerte golpe en su ojo izquierdo.

En el penúltimo round ‘Kaboom’ conectó una combinación que parecía letal, pero el canadiense, por tercera vez, logró mantenerse de pie.

En el último asalto a Rivas se le vio muy agotado después de un esfuerzo físico tremendo, incluso le quitaron un punto por abrazar en repetidas ocasiones a su rival.

De esta manera Óscar Rivas se colgó el cinturón mundial de peso Bridger, quitándole el invicto a Rozicki. Las tarjetas de los jueces, que favorecieron al colombiano, fueron: 116-111, 115-112, 115-112.

Compartir
Compartir