16 de junio de 2024

Con ayuda de Pitana, Brasil derrotó a Colombia

El festejo de largo aliento apenas fue la última foto de una película de trasnoche que tuvo de todo. Tanto dejó este Brasil-Colombia que el gol del triunfo de Casemiro, en el noveno minuto de descuento, apenas será un detalle más de todo lo sucedido. La estadística marcará que el local sumó su tercer triunfo al hilo, aseguro su primer puesto en el Grupo B y volvió a sacar chapa de candidato. Pero detrás de los números se esconde un partido que pudo ser derrota brasileña y que para los colombianos mucho tiene que ver el polémico arbitraje de Néstor Pitana, que convalidó un gol del que se hablará durante los próximos

A falta de 12 minutos para el final del partido, los de Reinaldo Rueda ganaban 1-0. El golazo de Luis Díaz, a los 10 minutos del primer tiempo, prácticamente que quedó tan lejos como la última Copa América. Pero había sido el jugador del Porto el que con un golazo había puesto en ventaja a Colombia en el primer ataque del partido. Metió una tijera tremenda tras un centro de Cuadrado para el batacazo parcial cafetero.

El empate, de todas maneras, no era un mal resultado de Colombia, que quedaba segundo de la zona. Por tantos reclamos tras el gol se jugaron 10 minutos de tiempo adicionado y Brasil, con poquito, lo terminó ganando por más empuje que otra cosa. En el noveno minuto, Neymar ejecutó un tiro de esquina, la defensa de Colombia marcó pésimo, Ospina se quedó clavado sobre la línea y Casemiro puso el impensado .

Si bien toda Colombia se le fue al humo a Pitana y lo colocó en el centro de las críticas, lo cierto es que los jugadores se durmieron la siesta en los dos goles de su rival. De haberse mantenidos concentrados, y a pesar del gesto de Pitana que casi para el juego en la jugada del 1-1, seguramente se hubiesen llevado al menos un punto.

Brasil tomó el control del balón y a los 10 minutos llegó el primer gol de la noche tras una obra magistral de Luis Díaz.Juan Guillermo Cuadrado incursionó por banda derecha y lanzó un centro preciso al centro del área, allí se desmarcó Luis Díaz y de tijera conectó un duro zapatazo imposible para Wéverton y así puso el 1-0 a favor del elenco nacional dejando un golazo para la memoria y la historia.

A partir de ahí Brasil se adueñó del partido en lo que corresponde al control de pelota, pero no supo incursionar con peligro al área colombiana más allá de las intentonas de Neymar y varios centros al área bien controlados por la zaga. Colombia se paró bien en la mitad, muchas faltas tácticas y orden línea por línea marcaron el paso de los minutos y así se fueron al descanso.En el inicio de la segunda mitad Brasil ahogó a Colombia, llegó varias veces por medio de Neymar y Richarlison, llovieron varios centros al área y todo fue bien controlado por una ordenada zaga ‘tricolor’. Colombia se sacudió por medio de Cuadrado y Luis Díaz hasta que el tanque físico les aguantó.Juan Guillermo Cuadrado vio la tarjeta amarilla y se pierde el partido de cuartos de final y a partir de ese minuto 71 Brasil volvió a acechar en medio de sus incomodidades para generar juego. Colombia controlaba las acciones y Brasil empató en medio de un grosero arbitral de Néstor Pitana.Brasil atacaba, el balón golpeó a Pitana y él dio norma de ventaja para un posterior centro que culminó en cabezazo de Firmino para gol. Un insólito error arbitral teniendo en cuenta la modificación de la norma donde ahora se debe detener el juego cuando la pelota es tocada por el juez central y reanudar con bote a tierra.A pesar de los reclamos de Colombia y la consulta en el VAR, el gol fue avalado y el partido de diluyó en poco fútbol y más protestas. De fútbol hubo poco, Colombia perdió los estribos y en la última jugada del partido perdió tras un gol de Casemiro proveniente de un tiro de esquina donde la defensa colombiana pecó por desconcentración y se fue con las manos vacías tras un memorable compromiso.

Con información de Diario Olé y AFP

About Author

Compartir
Compartir