23 de junio de 2024

Barranquila amaneció hoy sin servicio de Transmetro por falta de recursos para operar

El servicio de Transmetro quedó paralizado por falta de recursos para operar desde  este martes por la profunda crisis económica que la pandemia ha sumido al servicio integrado de transporte de Barranquilla.
Esto, luego de que los dos concesionarios del sistema anunciaran que hasta este lunes les duraban los recursos que tenían disponibles para poner a rodar los buses.

La continuidad en el servicio dependia  de la respuesta de los bancos para liberar unos recursos a los dos operadores, Sistur y Metrocaribe. Ambas empresas han solicitado también a la Alcaldía de Barranquilla un auxilio por 10.000 millones de pesos, lo que no les fue aprobado.

Mientras tanto, en la noche del lunes, el Área Metropolitana de Barranquilla (AMB) habilitó rutas temporales del servicio público colectivo ante la suspensión de las actividades por parte de los operadores del Sistema de Transporte Masivo Transmetro.

De acuerdo con la entidad, se trata de un “permiso especial y transitorio” concedido a las empresas La Carolina, Sobusa y Coochofal, las cuales cubrirán la demanda insatisfecha por la suspensión del Transmetro.

El AMB indicó, además, que los buses de servicio colectivo podrán circular por el carril de la avenida Murillo y la calle 46 en el sentido Soledad-Barranquilla y viceversa.


En cuanto a la generación de recursos los operadores de Transmetro indicaron que «Estamos llamando a los bancos para que nos suelten los recursos, porque los necesitamos para operar, pero hasta el momento no sabemos si los van a entregar», dijo Juan Carlos Calderón, gerente de Metrocaribe.

La liberación de los recursos generados en los meses de julio y agosto es el primer requerimiento de los operadores dado que, a partir del día 1 de marzo de 2021 para Metrocaribe y el 15 abril de 2021 para Sistur, los bancos les retuvieron los ingresos comerciales.

Se solicitó esta liberación con el fin de lograr el flujo de caja inmediato para cubrir las necesidades más importantes como salarios y pagos de combustible.

El déficit de la pandemia para los dos concesionarios es de 24.000 millones de pesos, y cuando se le suma el que arrastraban desde antes del coronavirus, el «hueco» es de 150.000 millones de pesos. En la actualidad, Transmetro moviliza a unos 60 mil usuarios

About Author

Compartir
Compartir