23 de junio de 2024

Rechazo a panfleto que amenaza a periodistas, docentes, activistas sociales y Universidad en Barranquilla

Distintos estamentos sociales de la ciudad han reaccionado rechazando enérgicamente y sentando su voz de protesta ante  un panfleto intimidante que anda circulando en las redes sociales en el que se acusa a un grupo de personas, muchos de ellos periodistas, catedráticos, líderes sociales y activistas, de ser los que «están destruyendo a Barranquilla».
Lo más delicado, es que en el citado panfleto  instan a ir a las casas de los allí señalados y vandalizarlas.
Lo ocurrido está demostrando, sin duda, un estado de descomposición social que parece haber hecho metástasis en una ciudad donde se condena con ligereza la capacidad de  pensar diferente, ser crítico y vigilante del desarrollo social.
Es inconcebible que las opiniones, sentires, percepciones y análisis desde diversas orillas que se hacen sobre la ciudad sea motivo de amenazas y, peor, usarlo como  justificación para poner en la mira de los violentos a personajes reconocidos de nuestra sociedad.

Así mismo el Alcalde Pumarejo se pronunció sobre las amenazas y advirtió que ninguna voz o libertad pacífica debe callarse.


Las autoridades deberán empezar las indagaciones pertinentes para dar con los responsables de esta infamia y castigar ejemplarmente la amenaza a la integridad de reconocidos periodistas, comunicadores, docentes y activistas.
Así mismo, es igual de repudiable  poner en la mira de los violentos a una institución tan prestigiosa como la Universidad del Norte, fundamental para el desarrollo de la ciudad y del caribe colombiano, que también es señalada de manera infame en el  panfleto.

Ante esto, la Universidad del Norte ha respondido que «(…) rechazamos toda forma de violencia en las palabras, las imágenes, las amenazas el acoso y la estigmatización» y reclama el derecho a pensar diferente, desde la pluralidad que significa ser universidad, «un espacio donde se apela al diálogo».
La Universidad del Norte recuerda que la democracia es «nuestro valor más preciado» y que todos tenemos la «libertad para escuchar y ser escuchados».

About Author

Compartir
Compartir