14 de abril de 2024

«Iván Márquez está vivo y bien», dicen disidencias en comunicado

Luego de dos semanas especulando que el líder de las disidencias de las Farc, Iván Márquez, estaba muerto, la Segunda Marquetalia publicó un comunicado en el que asegura que el exintegrante de la extinta guerrilla de las Farc sigue con vida y solo sufrió pequeñas heridas.

Sin mostrar pruebas de supervivencia o imágenes de Márquez después del atentado, la Segunda Marquetalia dijo que el campamento de él sí fue atacado por sus adversarios, pero que logró salir vivo y con “heridas menores”.

“El día 30 de junio del 2022, el comandante Iván Márquez fue víctima de un atentado criminal dirigido desde los cuarteles del Ejército y los comandos de la Policía. Por fortuna salió ileso, solo sufrió pequeñas afectaciones y está gozando de buena salud”, reza el comunicado emitido por la disidencia.

La idea que Márquez había muerto en la frontera con Venezuela tomó fuerza el pasado sábado 2 de julio. Desde ese día, se supo que el campamento donde pernoctaba había sido atacado con un explosivo que, supuestamente, le había quitado la vida a él y a otro par de personas que estaban en el lugar.

Pese a esa noticia, los medios de comunicación también recibieron información desde Venezuela de que el comandante de las disidencias seguía con vida y estaba en un hospital del vecino país.

Lo que sí es cierto es que ni el presidente de la República, Iván Duque, ni su homólogo en Venezuela, Nicolás Maduro, pudieron verificar que el exguerrillero hubiera muerto, por lo que había aún más incertidumbre.

Las disidencias hablan de hacer la paz

Además de confirmar que Iván Márquez está vivo, la Segunda Marquetalia anunció que el hombre “continuará la lucha” desde su “trinchera de combate”.

Sumado a eso, insistieron en la idea de “negociar la paz” con el presidente electo Gustavo Petro y confirmaron que, de iniciarse esos diálogos, enviarían como líder y vocero a Iván Márquez.

Esta sería la tercera vez que el jefe de la Segunda Marquetalia se sienta a negociar en un proceso de paz. Su primera vez fue en 1984, cuando él y varios guerrilleros más firmaron los Acuerdos de cese al Fuego, Paz y Tregua, estando en la entonces guerrilla de las Farc-EP.

Su segunda y última, hasta ahora, fue en 2016, cuando integró la comisión de la extinta guerrilla de las Farc para firmar el Acuerdo Final para la Terminación del Conflicto y la Construcción de una Paz Estable y Duradera.

En esa ocasión, el excomandante duró poco tiempo con la intención de paz y volvió a tomar las armas tres años después. En 2019 apareció en un video anunciando la creación de una nueva disidencia autodenominada Segunda Marquetalia.

Con dicho grupo, Márquez ha sostenido la guerra en varias partes del país, aunque no ha logrado alcanzar ni la magnitud ni el control del territorio que sí tenían las entonces Farc.

Pese a que el discurso subversivo se mantiene, este nuevo grupo se ha caracterizado por el narcotráfico y la extorsión como principales modos de financiamiento.

Las autoridades de Colombia no se han pronunciado al respecto desde la tarde de este domingo, cuando se conoció el comunicado de las disidencias desmintiendo la muerte de Márquez. Sin embargo, la versión de la Segunda Marquetalia choca con cualquiera de las cosas que hayan dicho las Fuerzas Militares del país.

Mientras que el ministro de Defensa, Diego Molano, planteó que el combate en el que Márquez salió herido se habría dado como parte de una disputa entre los mismos grupos ilegales, la Segunda Marquetalia aseguró, sin pruebas, que los responsables de este hecho serían el Ejército y la Policía Nacional.

About Author

Compartir
Compartir